No tengas miedo

Deja que tus palabras tropiecen unas con otras.

Deja que se atropellen, que se enreden, se peleen, se humillen, se destrocen.

Después pasea entre los estragos de ese campo de batalla.

Pon unas vendas aquí y allá, desecha lo inservible, aplica unos remiendos. Cura, sana, culito de rana.

Esos restos destrozados que ves son tu obra.

3 comentarios en “No tengas miedo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

CommentLuv badge

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.